91 405 85 37 info@activitas.es

Cómo invertir en crowdfunding inmobiliario

5/5 - (6 votos)

En los últimos años, hemos visto como gracias al desarrollo de Internet, las fuentes de financiación alternativa han ido ganando protagonismo frente a las herramientas de financiación más tradicionales. Numerosos empresarios que no querían recurrir a préstamos o créditos bancarios han optado por la financiación colectiva, independientemente de la industria en la que desarrollen su actividad. El crowdfunding inmobiliario se ha configurado como una tendencia dentro del sector. Desde Actívitas, te explicamos cómo invertir en plataformas de crowdfunding inmobiliario.

Qué es el crowdfunding inmobiliario

El crowdfunding ha sido tradicionalmente una fuente de financiación muy recurrente en las productoras de cine o música, pero gradualmente se ha ido expandiendo a otros ámbitos. En el sector inmobiliario, la financiación colectiva consiste en reunir a varios inversores, bien sean particulares o profesionales, para invertir en la compra de locales o viviendas de manera conjunta. Se trata de un término anglosajón que literalmente significa «recogida de fondos en masa».

El crowdfunding funciona de una manera bastante sencilla: una empresa en busca de financiación crea un producto o servicio y lo da a conocer en busca de financiadores, que a cambio serán recompensados. Su principal ventaja es que permite invertir en el sector sin la necesidad de hacer un gran desembolso de dinero, pues la adquisición del inmueble se hace de manera conjunta. El crowdfunding inmobiliario no requiere inversiones tan grandes como una promoción inmobiliaria, por lo que el riesgo que se corre será menor.

Estas inversiones suelen estar gestionadas por empresas especializadas que se llevan una comisión por los servicios prestados, generalmente suele ser un porcentaje sobre los beneficios obtenidos. Este sistema de micro inversiones consiste en comprar inmuebles para reformarlos y venderlos posteriormente.

Con el desarrollo de Internet se ha generado la posibilidad de que pequeños inversores accedan a mercados que, hasta el momento, habían estado reservados a grandes empresas y fortunas.

Qué es el crowdfunding inmobiliario

Cómo invertir en crowdfunding inmobiliario

Este tipo de inversiones colectivas son muy atractivas para los pequeños inversores, pero antes de iniciarte en el crowdfunding inmobiliario, debes conocer cómo funciona, sus características y que riesgos conlleva.

La primera decisión que hay que tomar es decidir dónde se va a invertir. Se suelen elegir ciudades con alta rentabilidad, como Madrid o Barcelona, y se buscan barrios donde la revalorización de los inmuebles esté probada, ya que hay una gran demanda y muy poca oferta.

Uno de los pasos más importantes y delicados a la hora de invertir en crowdfunding inmobiliario es seleccionar el proyecto. Se puede tratar de un edificio completo, un local comercial, un pido, etc. Una vez se ha escogido, se debe crear una sociedad limitada para lograr la financiación.

A continuación, desde Actívitas te recomendamos los pasos que debes seguir si deseas invertir en crowdfunding inmobiliario.

Escoge un plataforma que sea segura

Debido a la popularización de este tipo de inversión, el número de plataformas ha crecido exponencialmente en los últimos años. Principalmente, debes cerciorarte de que la plataforma que escojas cuente con todas las medidas de seguridad pertinentes. Antes de realizar tu desembolso, asegúrate de que no se trata de una estafa y conoce detalles como, por ejemplo, dónde se va a guardar tu dinero, el seguimiento que se hace del proyecto…

Las mejores plataformas de corwdfunding inmobiliario suelen contar con excelentes procesos de análisis del sector y conocen todas las obligaciones legales y financieras. Por lo general, están reguladas por gestores o instituciones que se ocupan de su correcto funcionamiento.

Más adelante, recomendaremos las mejores plataformas para iniciarse en el mundo de las inversiones en crowdfunding inmobiliario.

Estudia los diferentes tipos de inversión

Dentro de las plataformas de crowdfunding inmobiliario se ofrecen diferentes tipos de inversión. Analiza en qué consiste cada una de ellas y qué ofrece, para saber cuál se adapta mejor a tus objetivos.

El primer criterio de selección es el retorno que se espera del proyecto. Según tus expectativas, escoge el retorno que consideres aceptable. También es importante que estudies los diferentes tipos de interés.

Antes de lanzarte en ninguna inversión, asegúrate que vas a obtener una buena plusvalía. Analiza cuestiones relativas a la ubicación, los servicios que ofrece la zona, la demanda o la seguridad del barrio, el precio del suelo, garantías…

Analiza el rendimiento y los plazos

Es importante que tengas en cuenta el horizonte de inversión, es decir, el tiempo que va a durar. Según el proyecto que hayas escogido, tendrás una tasa de rendimiento o retorno distinta.

Una peculiaridad de este tipo de inversiones es que, una vez hayas invertido tu capital, no podrás recuperar tu dinero hasta que finalice el plazo que aceptaste al escoger el proyecto. Debes tener en cuenta que este tipo de inversiones suelen ser a medio y largo plazo, entre 24 y 36 años. Nunca debes arriesgarte a invertir en proyectos que comprometan tu dinero en un plazo en el que lo vayas a necesitar.

Diversifica para reducir el nivel de riesgo

Invertir en una amplia variedad de proyectos inmobiliarios te ayudará a reducir el riesgo o disminuir la volatilidad. Divide el monto en varias inversiones pequeñas en diferentes sociedades gestores.

Tipos de proyectos

Dentro del crowdfunding encontramos 3 tipos diferentes de proyectos:

  • Financiación de obra nueva
  • Comprar de inmuebles para su posterior alquiler y venta en el momento de revalorización
  • Reformas de inmuebles para su posterior venta

Las 3 mejores plataformas de crowdfunding inmobiliario

  • Housers

Housers fue la primera plataforma de corwdfunding inmobiliario que llegó a España y es todo un éxito dentro del sector. Desde su llegada en 2016, cuentan con más de 75.000 usuarios y una inversión acumulada de 40 millones de euros. Su actividad está regulada por la CNMV (Comisión Nacional del Mercado de Valores), una de sus principales garantías. Los pagos se realizan a través de Lemon Way, una empresa regulada por el reglamento europeo.

La plataforma recomienda invertir al menos 1.000 euros, pero se permiten inversiones de cifras mucho más pequeñas. La cantidad mínima para invertir son 50 euros. Además, disponen de múltiples modalidades que se ajustan a diferentes objetivos y la oferta se renueva constantemente.

La compañía, fundada por Álvaro Luna y dirigida por el CEO Juan A. Balcázar, busca ser un referente en el crowdfunding español y ampliar horizontes al mercado europeo.

  • Inveslar

Principalmente, Inveslar desarrolla sus inversiones en Madrid y Barcelona. Desde esta plataforma se encargan de todo el proceso, desde buscar las mejores oportunidades y comprar los inmuebles hasta reformarlos para su posterior venta o alquiler.

En Inveslar tienen múltiples oportunidades formas de invertir para que los usuarios puedan diversificar y así reducir el riesgo. También trabajan con todo tipo de plazos de inversión, que van desde el inmediato hasta las inversiones entre 5 y 10 años. La rentabilidad media se encuentra en torno a un 10%.

  • Privalore

Al igual que las anteriores, Privalore trabaja con inmuebles que se sitúan en las zonas más demandadas de Madrid y Barcelona. Reconocidos en este sector por reformar las viviendas en menos de dos meses. Los inversores que trabajan con Privalore suelen obtener en torno a un 17% de rentabilidad.

La inversión inicial parte de los 1.000 euros y el proceso es bastante sencillo. Todo se gestiona a través de la página web, sin intermediarios.

Plataformas crowdfunding inmobiliario

Ventajas del crowdfunding inmobiliario

  • Inversiones reducidas: la mayoría de plataformas de crowdfunding inmobiliario permiten inversiones a partir de 1.000 euros, perfectas para pequeños ahorradores e inversores.
  • Seguimiento de tus operaciones: puedes conocer en todo momento el estado y la evolución de tu dinero.
  • Gestión sencilla: una vez que el inversor se ha dado de alta en la plataforma, ha elegido el proyecto que más le interesa y ha realizado en desembolso, la plataforma se encargará del resto de gestiones.
  • Sin intermediarios: el crowdfunding inmobiliario solo dispone de un interlocutor al que dirigirse. De esta forma, se evita el conflicto de intereses entre los socios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *